La urgente necesidad de diálogo entre fe y ciencia ( II parte)

El realismo de nuestra fe 

En el post anterior plantee una pregunta  a la que dije que en mi opinión se tendría que responder  con un sí y con un no. En el artículo anterior respondí que no y ahora respondo que sí.  En una clase de introducción a la teología  una estudiante reacciono de manera un tanto molesta – profesor usted me estás diciendo que la Iglesia, que ustedes los sacerdotes saben todas esta cosas y se la ocultan a la gente – Le respondí que si y que no. Lo cual aumento su enojo. Le pedí que se calmara y que escuchara mis planteamientos.

velaSi la Iglesia ha ocultado  muchas cosas  a la gentes en el sentido de que la gente no ha tenido acceso a ella, para nadie es un secreto que hasta hace cincuenta años el estudio de la teología y de la ciencias religioso estaba restringido a sacerdotes y monja, pero eso cambio con el concilio Vaticano II. La teología deja de ser monopolio de los sacerdotes y monjas y se abre a los laicos.

Una las cosas revolucionarias del Concilio Vaticano segundo en su concepción de la Iglesia como pueblo de Dios, esto demanda la participación activa del laicado en la misión de la Iglesia y por ende un conocimiento  de la fe  que vaya más allá de las prácticas sacraménteles.

Para nadie es un secreto que el Concilio Vaticano II cincuenta años después anda todavía en pañales que hay muchas cosas de este que han sido postergada por no decir ignorada, una de ella es la formación. Seamos  claros no pretendamos tapar el sol con un dedo una gran mayoría de nuestros sacerdotes no le interesa la formación del laicado.arqueologia-01

Con frecuencia y con mucha tristeza me toca ser testigo de la siguiente situación, personas que están en la Iglesia incluso líderes comunitarios que dicen, que ante la propuesta de formación responden – para que eso de formación para complicarse la vida –  En una ocasión una persona le llevo la promoción  una escuela de Teología. El cura miro el brochare y dijo para teología para laico, quien ha dicho que los laicos tienen que estudiar Teología.

No podemos negar la historia porque está ahí  y como me decía  un profesor de derecho ante los hechos no hay  argumento, pues cuando digo que la burra es negra es porque tengo los pelos en las manos. La Iglesia dada las condiciones histórica y sociológica  monopolizo  el estudio de las ciencias sagrada en tornos a los curas, ni siquiera para las monjas, pero las cosas hoy no son así.

uncionLa Iglesia y de forma espacial la Iglesia Dominicana está muy interesada en la formación de sus fieles hay obispos y sacerdotes muy comprometido  con esta causa, prueba de ello son la cantidad de escuela de teología y propuesta de formación incluso universitaria  y la verdad es que la respuestas de parte del laicado no ha sido la esperada.

Son muchas las razones por la que los cristianos católicos no responden a la propuesta de formación que presenta la Iglesia, pero hay una que a mí me parece, digna de prestar atención. Hay personas que temen inscribirse en un curso de Teología porque tienen miedo a que su fe se vea disminuida o perderla. Hay que dejar una cosa clara que ninguna ciencia, teoría o idea  puede quitar la fe a una persona, porque la fe no está fundamentada sobre esta realidades, creer sobrepasa a la ciencia y a la razón  en su esencia.

Es decir que en nuestra fe hay una serie de cuestiones esenciales donde  que no pueden ser explicada desde la ciencia, por ejemplo el pan y vino desde la ciencia siguen siendo pan y vino después de la consagración, Jesús desde la ciencias humana fue un maestro moral, un revolucionario social, para la ciencia la Biblia es un libro mas, la Iglesia una gran empresa, y los sacerdotes una especie de chamanes modernos. Todas estas realidades para los creyentes son divinas, también humana.einstein

La parte humana de la fe y la religión tiene un componente racional, que capaz  de ser explicado desde la razón. Hay muchas cosas de la Biblia que se pueden explicar muy bien desde la Arqueología, desde la Antropología Cultural, desde la Filología. Por ejemplo se ha demostrado que el pasaje de la caída de Jericó, no es como lo narra la Biblia.

La ciudad de Jericó fue destruida mucho antes, de la época en que lo dice el relato, pero también se ha dicho de que en el caso de que fueran como lo narra la Biblia, los muros no cayeron  por el ruido de la trompeta, sino por la implementación de una técnica militar.

Lo que la ciencia viene a decirnos  es que el relato Bíblico es  una mentira, por supuesto que no. Lo que la ciencia nos muestra es que en la Biblia hay cosas que están escritos de una manera para ser entendida de otra. En conclusión lo que n la fe se puede entender y explicar desde la razón no hay que recurrir a lo divino.

tablillasUna vez después de terminar un curso de teología en la evolución un alumno escribió. “ Me he dado cuenta que la fe y la religión se parecen a un árbol  frutal al que le han nacido muchas ramas muy frondosas pero esta ramas son parasitas porque no dan flores ni fruto, esa ramas le hacen mucho daño al árbol, pero el agricultor se da cuenta y lo poda, dejando las ramas que si pueden dar frutos.

Creo que muchas cosas con el paso del tiempo se han adherido a la y a la religión  y que en necesario podarla, deshacerse de ellas, para que el árbol de  frutos. El estudio de la teología es lo que permite que los creyentes despojemos nuestra fe de tanta cosas innecesarias e infantiles que con el paso del tiempo ya a veces hasta con razones justificada se han adherido a la fe  y es necesario limpiar.teilhard

No debemos de olvidar que la fe tiene un componente humano y que esta componente es proclive a intereses que en ocasiones no son los interese autentico de la institución religiosa e incluso del texto sagrado.Si somos sinceros muchas veces al leer el Evangelio y la vida de los grandes hombres y mujeres de Dios nos queda el mal sabor  de boca de estar haciendo las cosas de una manera muy diferente por no decir contraria.

Son muchos más las personas que han perdido la fe o se han alejado de la Iglesia, por los interese humanos en otra palabra por el anti testimonio y falta de coherencia de los creyentes, que los que se van al entrar en contacto con la ciencia.  Personalmente prefiero a una persona que pierda al encontrarse con la ciencia y la razón a una que la pierda por el anti testimonio de los creyentes.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s